RSS

Una nueva Fe -parte 5

03 Abr

fe 5

La fe nunca sabe hacia dónde va, pero conoce y ama al Guía. Cada pequeño paso de fe, es un gran paso de crecimiento. Una fe que no cuesta nada ni exige nada, no vale nada. He comprendido que existen tres etapas en cada gran obra de Dios: 1° que es imposible, 2° que es muy difícil y 3° que ya está hecho. La Fe ve lo invisible, cree lo increíble, y recibe lo imposible. No te desalientes, vive la fe. Los apóstoles le dijeron al Señor: -¡Aumenta nuestra fe! (Luc 17:5)

Habrá gente que, a través de tí, verá la gracia de Dios. Cuando vean todo lo que él ha hecho por ti, tendrán esperanza de que también lo pueda hacer con ellos. La gracia de Dios no es vivir o hacer lo que me dé la gana. El evangelio de la gracia es saber que no soy el más cualificado y, aun así, Dios me escogió. No busques una vida cómoda porque no hay nada más grande que Aquel que te ha llamado. Tu firme decisión es vivir la vida solo para Dios. No es que no vayas a tener momentos de descanso y comodidad, pero no es tu meta, sino cumplir aquello para lo cual fuiste llamado. Cuando tienes propósito, mensaje y dirección en tu vida no debes abandonar el llamado, aun cuando soplen vientos de frente. Sigue leyendo…}

Si reconoces a Dios en medio de tus circunstancias, verás su mano moverse a favor tuyo. La palabra que ha sido depositada en tu vida no te evita los grandes conflictos, pero sí te sostendrá en medio de ellos. A veces diferente situaciones que abruman tanto que comenzaras a sentirte desanimado y consideras darte por vencido. Aquellos son tiempos ideales para que el fuego de Dios consuma tu corazón y tu vida, encender por completo la pasión para perseverar y no darte por vencido.

El cambio y la transformación comienzan cuando te rindes. No hay cambio sin rendirte. Hay algunas cosas que están fuera de tu control. Debes entregarte si quieres ver un cambio en tu vida. Es difícil para la gente con talento comprometerse porque confían en sus dones, y no en Dios. Cada día de tu vida debes demostrar tu fe, no solamente cuando te dan el aumento que esperabas, sino también cuando el día amanece nublado y no tienes ganas de levantarte. Los escenarios difíciles son oportunidades para que florezca la convicción de que Dios obrará. También los momentos felices demandan nuestra fe para dar gracias y reconocer que todo lo hemos recibido de Sus manos.

Se sabrá que tan convencido estoy por el compromiso que he adquirido con Dios, si mantengo el compromiso adquiero carácter, y el carácter dice quién soy yo. Dios quiere que vayas más allá de tu capacidad, tu fe y tu razonamiento. Él quiere que hagas más de lo que podrías imaginar o soñar.  No te confundas: si lo que estás haciendo, podrías hacerlo sin ayuda sobrenatural… entonces no es un llamado Divino, solo es un talento al servicio de Dios.

Alguien necesita esta Palabra

Confía siempre en él, pueblo mío; ábrele tu corazón cuando estés ante él. ¡Dios es nuestro refugio! [Sal 62:8]. Confía en el SEÑOR y haz el bien; establécete en la tierra y mantente fiel… Encomienda al SEÑOR tu camino; confía en él, y él actuará… Guarda silencio ante el SEÑOR, y espera en él con paciencia [Sal 37:3, 5,7]. Encomienda al SEÑOR tus afanes, y él te sostendrá; no permitirá que el justo caiga [Sal 55:22]. Confía en el SEÑOR de todo corazón, y no en tu propia inteligencia [Prov 3:5].

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 3 abril, 2014 en Grafía, Guía de Vida

 

Etiquetas: , , ,

Después de leer esto, opino que...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: